Demi Moore (o alguien que se parece) para Helena Rubistein

Demi Moore, ¿es ella, verdad?, protagoniza la nueva campaña de Helena Rubistein. Por favor, señores, no nos engañen, sabemos perfectamente que Demi Moore está estupenda y que las veinteañeras mueren verdes de envidia por tener su cara y su cuerpo pero, una cosa es sacarle partido a todas sus virtudes físicas y otra muy distinta cambiarle hasta el color de los ojos, porque ese verde es un tanto sospechoso…

Están vendiendo cosmética, pueden vender ilusión pero no nos engañen de esta manera tan explícita. Me indigna que las firmas de belleza creen en la mujer falsas expectativas como hacernos creer que las pestañas pueden crecer hasta el infinito cuando la modelo que nos está mostrando el rímel lleva un postizo como una casa. O anunciarnos un anticelulítico con un antes y un después retocado con la varita mágica del photoshop. ¿podemos volver a la era antiphotoshop? ¿podemos volver a creer que lo que vemos es real?

El rostro de Demi Moore ha servido para crear la imagen de la protagonista de la nueva campaña de Helena Rubistein, simplemente…

 

2 Comments

  • March 21, 2012

    carol

    totalmente de acuerdo contigo, desde luego la imagen de Demi no invita a comprar los productos de la firma, a mi por lo menos.

  • March 23, 2012

    Gemeladas

    Por favor, es que se han pasado, una cosa es algún retoquito que “pase desapercibido” y otra muy distinta es la imagen que nos están intentando vender.
    Besos.

    Gemeladas

You must be logged in to post a comment